La actual Guerra Civil Religiosa nos lleva al espantoso desenlace del Neodecadentismo Irreversible

Por E. Simón
@simondixit
Subyace silenciosa, entre las capas invisibles de una civilización agotada, lo que hoy podríamos llamar la Guerra Civil Religiosa. El Nuevo Orden Mundial ha desembocado en este destino fatal que la humanidad deberá atravesar con la resignación suficiente como para no ingresar a la zona de pánico. Estamos, sin hesitación, ante el desenlace ineludible y prematuro del Neodecadentismo Irreversible.

El islamismo, el judaísmo, el cristianismo occidental y el budismo, como así también Europa, África, Latinoamérica y países importantes de la talla de Estados Unidos, India, China y Rusia, están entrando en la fase final de un fenómeno que decantará en lo que hoy nominamos Sociedad Pétrea. ¿De qué hablamos cuando decimos Neodecadentismo Irreversible?

No es la primera vez que sucede en la historia. Ya otras veces la disputa religiosa ocupó la escena mundial. Hoy, el islamismo se levanta contra el resto del mundo y quien no lo quiera ver así es porque la venda oscura de la necedad ha cubierto sus ojos. El panorama que tenemos actualmente no podía ser peor. El islamismo es la única potencia real si hablamos en términos de población. Los católicos no están preparados para combatir en esta renovada contienda, no hay quién los lidere. El Papa Francisco no tiene la potencia suficiente para llevar adelante la lucha que se avecina. Por su parte, ni el judaísmo ni el budismo cuentan con un líder capaz de asumir el desafío. El islamismo conoce esta realidad y ha dado señales de que estaría en condiciones de obtener el triunfo final.

Durante 2016 hubo 8 ataques en 4 países en el lapso de 13 días. Y en 2015 hubo también atentados todo el año. ¿Puede alguien pensar que eso es normal? ¿Se les puede creer a los medios masivos que llaman a ese fenómeno "brote de violencia"? Cada vez son más los atentados en todo el mundo y crece la preocupación de los ciudadanos y de los gobiernos. No se trata sólo de terrorismo.

Tanto Europa como los demás continentes se vieron sacudidos por hechos de violencia que desataron el temor y confirmaron que la civilización está transitando la etapa final de lo que llamamos el Neodecadentismo Irreversible, una ideología que no necesitó ni de la Cultura ni de la Antropología para imponerse, pues está en el ADN de la especie humana.

Los episodios violentos son apenas una muestra de la Guerra Civil Religiosa y responden a un plan orquestado desde un poder situado en la cúspide de la pirámide desde donde se maneja el mundo. Estamos ante la manifestación lasciva, violenta y procaz del Nuevo Orden Mundial. Se trata de una batalla que lleva siglos en el planeta y que cada tanto recrudece silenciosa, emergiendo a la superficie debido a la decantación de la Sociedad Líquida. Diluida la liquidez de principio de Siglo XXI, aparece la Sociedad Pétrea, que siempre estuvo ahí, sumergida bajo el agua de la Sociedad Líquida. A este fenómeno le he llamado, acaso con indebida petulancia, Neodecadentismo Irreversible.

La población sigue siendo católica en casi toda Latinoamérica y gran parte del Europa. El Estado laico al que adherimos en nuestras constituciones es una farsa declamativa. Pese a que Brasil, Argentina y otros países del sur tienen preeminencia católica, no quiere decir que estén atentos a los mandatos del Papa Francisco. Es más, ni siquiera lo consideran un guía espiritual. El islam cuenta con esa información y la usa en su favor.

Hay un dato que muchos conocen pero que poco se difunde: Los franceses se están yendo de su propio país. Perciben que la Guerra Civil Religiosa ya llegó a Europa. Se van por miedo y la tendencia es que emigran a países de Asia.

Aportaré, si se me permite, algo de bibliografía para sostener lo antes escrito. Samuel Huntington, escritor norteamericano nacido en New York, anticipó algo de todo esto en su libro El choque de las civilizaciones. No puedo seguir si antes no hago una aclaración necesaria: A quien nunca recomendaré para entender la Geopolítica es al desacertado Francis Fukuyama, quien en los años 90 anunció el fin de la historia. Consciente o inconscientemente estaba mintiendo. Sus frases y los títulos de sus libros no fueron otra cosa que una sarta de eslogans promovidos por medios hegemónicos y por corporaciones interesadas en doblegar a la política. Es necesario explicar que para que asistamos al fin de las ideologías y de la historia primero deberíamos presenciar el fin de las religiones, algo que por ahora no sucederá.

En la novela Sumisión, del escritor francés Michel Houellebecq, quizá encuentren algunas respuestas a las múltiples dudas que pueda estar despertando este acaso jactancioso pero nunca mendaz artículo.

Esta nota ha dejado de ser una nota para convertirse en un pretencioso y modesto ensayo de su tiempo. Pido a Dios, a cualquiera de los dioses de cualquiera de las religiones, que nos ayude, porque nosotros como civilización ya no podemos salvarnos. Lo único que hemos generado en todos estos siglos ha sido autodestrucción, codicia, maldad y violencia.

Hastiado por nuestra abominable conducta, da la impresión de que hasta Dios ha dejado de prestarnos atención. Dios, Alá o como sea que se llame, salve al mundo.

Anexo
Para entender mejor esta nota, ofrezco al justipreciado lector una síntesis apocada y pobre de los conflictos religiosos que operan en el mundo actual y que a veces se escapan al conocimiento o a la voluntad de informar de los especialistas en Geopolítica.

Principales conflictos que involucran a los cristianos
- Conflicto entre católicos y protestantes en Irlanda del Norte.
- Discriminación por parte de cristianos ortodoxos en Grecia hacia minorías religiosas como los neopaganos (neohelenismo).
- Conflicto entre serbios ortodoxos y croatas católicos en la ex Yugoslavia.
- Debemos agregar acá los múltiples conflictos que incluyen a cristianos y musulmanes en Chipre, Líbano, Egipto, Eritrea, Somalia, Etiopía, Sudán, Nigeria, Chechenia, Irak y Afganistán, entre otros.

Musulmanes y otras religiones
- Luchas entre hindúes y musulmanes en India y Pakistán, principalmente por Cachemira, también en Aiodhia tras la destrucción de la Mezquita de Babri construida sobre las ruinas de un antiguo templo hindú del dios Hánuman, lo que causó enfrentamientos entre hindúes y musulmanes.
- Los recientes ataques terroristas islámicos en Bombay también denotan el conflicto entre ambas comunidades y la persistente tensión entre India y Pakistán.
- En la Guerra Civil de Sri Lanka ha habido luchas entre hindúes y musulmanes.
- Últimamente hubo persecución de hindúes en países islámicos como Afganistán y Bangladés.

Conflictos entre musulmanes y budistas 
- Se han dado enfrentamientos en Birmania, entre la mayoría budista y la minoría musulmana cham.
- También en Tailandia, entre la mayoría budista y los musulmanes del sur.
- En Bangladés, entre los musulmanes bengalíes y las tribus rurales budistas de la frontera con India.
- En Indonesia se produjeron luchas intestinas por la violencia contra la minoría budista china por parte de musulmanes indonesios.
- En Afganistán, por la destrucción de las estatuas de Buda por el régimen talibán, lo que provocó gran indignación en los países budistas.

Conflictos entre musulmanes y cristianos
- Se han dado en Líbano, por la guerra civil entre los cristianos apoyados por Israel y los musulmanes apoyados por Siria y los refugiados palestinos.
- El conflicto desatado entre los musulmanes bosnios y los cristianos serbios y croatas de la ex Yugoslavia.
- El conflicto en Somalia, entre facciones de musulmanes y cristianos apoyados por el gobierno cristiano de Etiopía y el gobierno islámico de Eritrea, respectivamente.
- En Sudán, por la guerra entre los árabes musulmanes del norte y los negros cristianos y animistas del Sur.
- En Nigeria, el enfrentamiento entre musulmanes del norte y cristianos del sur.
- En Chipre, el conflicto entre cristianos griegos y musulmanes turcos.
- En Egipto, enfrentamientos entre musulmanes y la minoría cristiana de coptos.
- El conflicto entre Rusia y Chechenia y las invasiones de Estados Unidos a Afganistán e Irak son vistos como luchas entre cristianos y musulmanes, aunque Rusia y Estados Unidos sean Estados seculares y no estén motivados directamente por razones religiosas.

Conflictos entre judíos y musulmanes: gira alrededor del conflicto árabe-israelí
- La minoría de paganos kalash en Pakistán sufren violenta persecución.

Hinduismo y otras religiones
- Conflicto entre hindúes y budistas en Sri Lanka.
- Conflicto entre hindúes y sijs en India.
- En la India, la violencia contra cristianos es generalmente perpetrada por grupos de hindúes nacionalistas. Algunos actos de violencia frecuentes incluyen ataques incendiarios a iglesias, amenazas y agresiones físicas, quema de Biblias, violación de monjas, asesinato de sacerdotes, clérigos o pastores y destrucción de escuelas cristianas, además de la profanación habitual y ataques contra cementerios cristianos.

Budismo y otras religiones
- Invasión de China a Tíbet y persecución del budismo tibetano.
- Pogromos contra chinos (muchos de ellos budistas) por parte de musulmanes en Indonesia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.