Un juez suspendió en todo Estados Unidos el decreto de Trump sobre los inmigrantes

Tras la orden del juez James Robart, las aerolíneas ya aceptan pasajeros. La Casa Blanca aseguró que la medida "es legal" y prometió combatir el amparo.

Un juez federal de Seattle suspendió el viernes a nivel nacional el polémico decreto migratorio del presidente Donald Trump que prohíbe la entrada a refugiados y ciudadanos de siete países de mayoría musulmana (Siria, Irán, Irak, Sudán, Somalia, Libia y Yemen). Esta decisión obligó al Gobierno a comunicar a las aerolíneas que ya pueden aceptar de nuevo a todos los pasajeros.

El recurso decidido el viernes no es el primero en desafiar el decreto, pero a diferencia de los otros, abarca a todo el país, dando un duro golpe a la medida. Según el fallo del juez James Robart, la decisión permanecerá vigente hasta que se resuelva la cuestión de fondo, es decir si la medida viola la constitución estadounidense por discriminatoria y arbitraria.

Robart, que fue nominado en 2003 a la corte por el ex presidente republicano George W. Bush,consideró que el decreto podría causar un "daño irreparable" y que las "circunstancias presentadas" ante él "son tales que requieren una intervención para cumplir con el orden constitucional".

El fiscal general del estado de Washington, Bob Ferguson, que había presentado el pedido de amparo, festejó la medida que demuestra que "nadie está por encima de la ley, ni siquiera el presidente". Ferguson explicó que, técnicamente, el fallo significa que cualquiera con una visa válida tiene el acceso permitido al país.

Aunque la reacción de la Casa Blanca se demoró cerca de cuatro horas, la de Trump no se hizo esperar y como ya es habitual lanzó un mensaje en su cuenta de Twitter: "¡Tenemos que mantener al 'diablo' alejado de nuestro país!".

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.