Santa Cruz: Alicia Kirchner dejó la sede de gobierno luego de 9 horas de estar atrincherada

La gobernadora santacruceña abandonó el lugar pasadas las 3 de la mañana acompañada por funcionarios de su gabinete. Crisis en una provincia que el kirchnerismo usó como caja recaudadora y ahora está fundida.

Santa Cruz enfrenta desde hace tiempo una gran crisis que se agrava cada día más, ahora con un paro docente de 120 horas por segunda semana y la Justicia paralizada, en reclamo del pago total de los sueldos de marzo. La propia Alicia Kirchner admitió en conferencia de prensa que la provincia está "en estado crítico" y, tras su exposición quedó encerrada en Casa de Gobierno, por una fuerte protesta de manifestantes que sitiaron el edificio.

Después de varias horas de permanecer en la sede de la administración provincial, donde pasó parte de la noche, la mandataria logró salir del lugar, minutos antes de las 4. Afuera se mantenía la protesta de docentes, jubilados y empleados estatales. De la manifestación también participaban padres autoconvocados que exigen el comienzo de clases, suspendido por el paro de los maestros.

Además otro grupo de docentes ocupa el Ministerio de Economía provincial en reclamo del pago total de salarios de febrero, mientras que jubilados tomaron la sede de la Caja de Previsión Social para conocer la fecha de pago de sus haberes. La gobernadora estuvo recluida en su despacho, mientras estuvo en la Casa de Gobierno.

La cuñada de Cristina Kirchner explicó en conferencia que la crisis se complicó con la quita de reembolsos por puertos patagónicos, más el pago de créditos que se tomaron para cumplir con los aumentos de sueldo en gestiones anteriores. Por eso le reclamó al ministro del Interior, Rogelio Frigerio, la renegociación de la deuda de $70 millones mensuales que enfrenta por créditos que heredó del gobierno de Daniel Peralta, porque "no se puede afrontar", aseguró.

"Desde la Casa Rosada me aseguraron que será posible renegociar una parte, esto implica que devolverán los 70 millones que comenzaron a descontar. Se suponía que el miércoles me darían $210 millones y ya no me descontarían más por un año, pero ese dinero aún no ingresó a las cuentas provinciales", afirmó, y dijo que con esos fondos podría empezar a pagarle a los jubilados.

Una de las principales dificultades que enfrenta la administración de Santa Cruz es llegar a fin de mes para pagar los sueldos. El Poder Ejecutivo le envía $300 millones mensuales como anticipo de la Coparticipación Nacional, y esta semana Frigerio se reunió con la gobernadora para trabajar en un Programa de Financiamiento Sustentable.

La mandataria santacruceña pidió a los docentes, que mantienen un paro de 120 horas durante esta semana, "un gesto de buena voluntad" y les reclamó: "Sigamos dialogando con los chicos en el aula". El gobierno patagónico sólo mantiene paritarias abiertas con los docentes, a los que les ofreció un aumento de tres por ciento, lo que significaría 512 pesos de bolsillo.

La gobernadora de Santa Cruz, Alicia Kirchner, abandonó esta madrugada la sede gubernamental de esa provincia tras permanecer recluida durante casi 9 horas, luego de que los manifestantes levantaran la protesta que realizaban desde ayer.

Según pudo confirmar esta agencia, la mandataria abandonó el lugar pasadas las 3 de la mañana acompañada por la ministra de Desarrollo Social de la provincia, Paola Vessvessian; por el secretario general de la Gobernación, Claudio Martínez; y por el secretario de Seguridad, Lisandro De la Torre, entre otros funcionarios.

La protesta, protagonizada por docentes, jubilados y empleados estatales, comenzó alrededor de las 19 de ayer luego de que Kirchner advirtiera en conferencia de prensa que "se complicó la situación financiera" de Santa Cruz, ante la dificultad de resolver los conflictos que mantiene con los trabajadores provinciales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.