Barrick Gold en problemas: La compañía minera pagará 140 millones de dólares para resolver una demanda en Estados Unidos

Por E. Simón
@simondixit 
La parte demandante, que son accionistas que compraron títulos de Barrick, argumenta que la empresa multinacional ocultó problemas ambientales en una mina e infló su valor de mercado. Un fraude inaceptable que en Argentina sucede todos los días. 

En San Juan, Barrick es tratada como una gran compañía mientras que en el mundo su prestigio y proceder hacen agua.

La semana pasada, la empresa Barrick Gold llegó a un acuerdo para pagar 140 millones de dólares para solucionar una demanda en Estados Unidos. La demanda es por presunto ocultamiento de problemas en una mina en América del Sur y por inflar fraudulenta y obscenamente el valor de mercado de la empresa.


El arreglo judicial, que se conoció por documentos presentados a una corte federal en Manhattan, resolvería una demanda colectiva en la que se acusa a Barrick Gold de engañar a los inversores por los problemas ambientales del proyecto Pascua-Lama en la frontera entre Argentina y Chile.

"Estoy complacido de que hayamos podido alcanzar esta solución para nuestros inversores", dijo en un comunicado James Hughes, abogado del despacho Motley Rice que representa a parte de los demandantes.

En otro comunicado, Barrick confirmó el acuerdo para pagar 140 millones de dólares, y aclaró que el valor de la conciliación está asegurado. "Barrick Gold sigue creyendo que los reclamos de los principales demandantes en el litigio son infundados y, bajo los términos del arreglo conciliatorio, la compañía no ha aceptado ningún cargo de ilícitos o culpabilidad”, indicó la minera. Pero en contradicción a lo que dicen, van a pagar dólar sobre dólar a los demandantes.

El acuerdo, que requiere la aprobación de la Corte, se conoce dos meses después de que un jurado federal permitió que los accionistas que compraron títulos de Barrick entre el 7 de mayo del 2009 y el 1 de noviembre de 2013 presenten una demanda colectiva.

Barrick compró el proyecto Pascua-Lama en 1994 y contaba con él para generar un gran porcentaje de su producción total de oro. Por problemas ambientales, el proyecto binacional fue frenado desde Chile y la empresa ocultó la caída estrepitosa que hoy atraviesa.

Los costos excesivos, temas ambientales, problemas laborales, la oposición política y la caída del precio del lingote de oro contribuyeron a la decisión de la minera, en octubre del 2013, de detener por tiempo indefinido el proyecto Pascua-Lama, después de que ya había gastado más de 5.000 millones de dólares.

En Argentina, la minera multinacional es tratada con beneplacito por parte del poder político mientras en el mundo, la mala fama se apodera de una de las extractoras más grandes del mercado.

Fuente: Agencia Reuters

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.